Traducción

English French German Italian Portuguese Russian Spanish Hebrew Turkish
1er. Encuentro de Altos Grados PDF Imprimir Correo electrónico

Realizado en simultaneidad con el 3er. Encuentro de CIMAS, se verificó el 1er. Encuentro de Altos Grados, con la participación de más de una veintena de Hermanos y Hermanas acreditados, provenientes de Argentina, Brasil, Chile, Ecuador, Portugal y Uruguay.

Al mismo, llegó el mensaje de saludos y su contribución al debate, de parte de la Ilustre Hermana Milly Fritz Reyes(30º) de México

Luego de un rico intercambio acerca de los aportes que pueden realizar los Altos Grados al desarrollo masónico, se decidió darle continuidad a estos Encuentros que se vieron como muy positivos, quedando a cargo de la Coordinación de las próximas actividades el Muy Ilustre y Pod:. H:. Enrique Morra (33), Soberano Gran Inspector General del Grado 33 de la República Argentina.

Culminados los trabajos, los presentes participaron de una Tenida Solemne de Exaltaciones al 4º Grado, organizada por la Augusta y Respetable Logia de Perfección “Progreso Humano” Nº 1, jurisdiccionada al Gran Colegio de Ritos del GOFMU de Uruguay.

En el curso de la ceremonia, se homenajeó a los Ilustres Hermanos y Hermanas visitantes presentes, y en nombre del Gran Colegio de Ritos – Supremo Consejo, su M:. Pod:.  Soberano Gran Comendador, Elbio Laxalte Terra(33º) entregó sendos Certificados de Miembro de Honor y Garantes de Amistad a los Ilustres y Pod:. Hermanos:

  • Vera Facciollo(33º) Soberana Gran Comendadora del Supremo Consejo y Gran Maestra de la Gran Logia Arquitectos de Acuario de Brasil
  • Héctor Díaz Montenegro(33º), Gran Maestro del Gran Oriente Masónico Chileno y representante de su Supremo Consejo;
  • Jorge Ojeda Oliva(33º), Teniente Soberano Gran Comendador del Supremo Consejo del Grado 33 de Ecuador; y
  • Enrique Morra(33º) Soberano Gran Inspector General del Grado 33 de la República Argentina de la República Argentina.

El H:. Elbio Laxalte Terra destacó en cada caso los profundos lazos que unían a los presentes, y las perspectivas nuevas que se estaban abriendo a partir de este fraternal Encuentro.

En suma, también un momento de gran fraternidad, y las perspectivas de continuar con un espacio necesario de reflexión y análisis propio de los Altos Grados Masónicos desde un enfoque liberal.